Pasar al contenido principal
Miércoles 28 de Julio de 2021

Diez años sin Bam Bam Miranda: “El patrón del ritmo”

Esta semana sale a la luz un libro sobre la leyenda del sonido que integró la banda de La Mona Jiménez.

Mañana se cumplen 10 años desde la muerte de Bam Bam Miranda. El músico peruano llegó a Córdoba a principio de los 90` y revolucionó la forma de hacer cuarteto desde la percusión. Integró la banda de La Mona Jiménez durante 20 años convirtiéndose en su socio creativo en más de 30 discos. 

El 29 de julio de 2011, se descompensa tocando con su banda Guarango en el Teatro del Libertador y cae sobre su cajón peruano. Su muerte causó un impacto para mucha gente que seguía su camino y su forma de hacer música. 

+ MIRÁ MÁS: Conejo Rivarola: "Bam Bam Miranda era un tipo difícil".

Una vida de película que hoy se transforma en libro por el periodista cordobés Germán Arrascaeta. "El patrón del ritmo"  indaga en los orígenes del músico y su juventud en Perú, hasta llegar a convertirse en referente de la percusión en Argentina. 

+ VIDEO: El Conejo Rivarola y Germán Arrascaeta:

Una vida de película

Nació en una familia aristócrata de Lima (Perú) con la que cortó lazos para transformarse en un hijo adoptivo, y absorber todo el conocimiento, de la dinastía Ballumbrosio, los reyes de la cultura afroperuana. De allí a trabajar con Chabuca Granda, Lucho González y directo a Nueva York para ser parte de la movida del latin-jazz como integrante de la banda de Machito.

+ MIRÁ MÁS: El día que Bam Bam se bajó del escenario a defender a La Mona.

Pero también se cuentan cruces con Grateful Dead, Michael Petrucciani (era el encargado de alzarlo para que el pianista francés hiciera pis), Charles Lloyd y Jim Hall. Hasta que a mediados de los 80 se cruzó con Alejandro Lerner en The Village Gate y este se lo trajo para Buenos Aires. Con la sospecha de ser un perseguido en su país porque lo confundieron con un líder del grupo de extrema izquierda Sendero Luminoso, Bam Bam se instaló en Argentina y, cuentan y se cuenta en este libro, revolucionó todo lo que tocó: la música de Liliana Vitale, el chamamé con Teresa Parodi (fue el responsable de introducir el cajón peruano en el género) y el cuarteto cordobés desde de la línea de percusión de la orquesta de La Mona Jiménez, donde recaló el peruano en el primer lustro de los 90, convirtiendo a Córdoba Capital en su domicilio definitivo.

Invitado habitual de Divididos en la época de Jorge Araujo (uno de sus fans, como la mayoría de los bateristas y percusionistas argentinos). Amigo de Pity Álvarez. Compadre de Willy Crook. Maestro de Facundo Guevara y Rubem Dantas. Fanfarrón, insoportable e incorrecto. Fallecido hace exactamente 10 años en el escenario, en plena actuación con su banda Guarango.

Con la participación de Chebo Ballumbrosio, Alejandro Lerner, Miki González, Liliana Vitale, Lucho González, Facundo Guevara, Jorge Araujo, Gustavo Cordera, Teresa Parodi, La Mona Jiménez, Fabián el remisero, Willy Crook, Vivi Pozzebón y muchos otros.

Mirá los comentarios
Mirá los comentarios