Pasar al contenido principal
Miércoles 03 de Julio de 2019

Locutor de baile, el oficio de animar

En su día, los animadores del cuarteto nos contaron su experiencia como nexo entre los artistas y la gente.

"Arriba las palmas", "chicas y chicos", "a la pausa", son algunas de las frases más usadas por los locutores del cuarteto. Siempre detrás de los cantantes, son quizás la pieza que le sigue en importancia para crear ese clima de fiesta que transita cada fin de semana por los bailes de todo el país. 

+ MIRÁ MÁS: Damas Gratis y Los Caligaris, al ritmo de La Mona Jiménez.

Agitar a los bailarines, presentar al artista, rellenar espacios, dar un respiro al cantante, mencionar las banderas, anunciar las pausas, vender el próximo baile y hasta leer señas de barrios. Tan solo algunas de las funciones que cumplen en el espectáculo. Y que no se le olvide nombrar a ese que va siempre, porque se lo recriminará toda la vida. 

Para celebrar su día, hablamos con Marcos Pupú Mossello (ex Ulises Bueno, La Fiesta, Trulala, Chebere), César Grande (Chipote, ex Track 1, Sabroso, La Barra y Trulala) , Mauricio Acuña (La Mona Jiménez), Juan Barrera (La Barra) y Tito Reyes (Dale Q´Va, ex Sabroso).

Más que locutores, ellos se definen como "animadores". En confianza, aseguran que su mayor virtud es ser "caraduras" y destacan que lo que más les gusta es el intercambio con la gente. Todos coinciden en algo: su mayor referente es el Pato Lugones, el histórico locutor de Chébere y uno de los pioneros a la hora de presentar bandas de cuarteto. Manolo Cánovas también fue un gran motivador en sus vidas.

En una charla entre colegas, contaron su experiencia en el oficio y qué los llevó a convertirse en la voz de los bailes.

+ Mirá la nota en Noticiero Doce:

Mirá los comentarios
Mirá los comentarios