Se enganchó con una persiana automática y terminó colgada cabeza abajo

Mujer se enganchó con una persiana eléctrica
Quedó suspendida en el aire a dos metros de altura.

“Son el tipo de cosas que solo me pasan a mí”. Así definió Anne Hughes el insólito episodio que protagonizó esta semana.

La mujer de 71 años terminó colgando cabeza abajo a dos metros de altura después de que su abrigo se enganchara en una persiana automática. Ocurrió en la ciudad de Rhondda Cynon Taf, en Gales, mientras la empleada abría el local en el que trabaja.

+ VIDEO: El insólito incidente

Video Placeholder

Desesperada, pidió socorro a los gritos. Afortunadamente, el dueño del comercio estaba a pocos metros y pudo asistirla a tiempo.

+ MIRÁ MÁS: Se lavó el pelo con un insólito producto de su hermana y se volvió viral

Todo quedó grabado en una cámara de seguridad y las imágenes se viralizaron en cuestión de minutos. Más de 2 millones de personas vieron la secuencia.

La protagonista de la historia, a quien sus vecinos bautizaron como “Super Anne”, se tomó la situación con humor. “Estoy aprendiendo a vivir con la fama, nunca van a dejar de hablarme de esto”, dijo entre risas a la prensa.

Los comentarios publicados en ElDoce podrán ser reproducidos parcial o totalmente en la pantalla de ElDoce, como así también las imágenes de los autores.