Pasar al contenido principal
Miércoles 01 de Septiembre de 2021

Conejito Alejandro contó la verdadera historia de “Septiembre”

El origen de la canción popularizada en los 90` por el líder de la Banda XXI y por qué se bajó del escenario.

Llega septiembre y esta canción no deja de sonar en todos lados. En la tele, en la radio, las redes, en la calle. La versión del Toro Quevedo y la del Conejito Alejandro. "Fuiste mía en septiembre", "En septiembre tu fuiste mía" o simplemente "Septiembre", es uno de los temas más conocidos de la música popular cordobesa.

Alejado de los escenarios hace 20 años, pero no del mundo de la música, Miguel Conejito Alejandro dialogó con Seguimos en el Doce y habló de este éxito que lo catapultó a la fama a nivel nacional. 

+ VIDEO El Conejito Alejandro contó por qué dejó de ser cantante:

“Fue una época especial, allá por los 90’, donde desarrollé a full mi carrera, tengo recuerdos hermosos”, contó, todavía agradecido por la repercusión que sigue teniendo el tema. “Un poco gracias a eso queda mi recuerdo”, dice. 

El cantante contó que conoció la canción después de que la hiciera el Toro Quevedo en Chébere, cuando él estaba recién comenzando su carrera. Inmediatamente lo incorporó a su repertorio, con gran aceptación del público. Pero su gran mérito fue poder exportarla a Buenos Aires, y con ella a la música de toda la provincia: “En esa época era muy difícil que los grupos de Córdoba salieran de Córdoba. Fue una buena oportunidad de que la gente de otros lugares conozcan el tema".

“No extraño mucho. Fue una época muy linda pero también muy intensa”.

El cantante contó que,  a pesar de que mucha gente piensa que es mexicano,  el tema es de origen italiano y que lo descubrió mucho tiempo después del furor.

+ VIDEO Mirá la nota completa del Conejito Alejandro en Seguimos:

A pesar de este éxito, a fines de los 90' el músico de Río Cuarto decidió "colgar el micrófono" y bajarse del escenario para fundar la Banda XXI.

"No extraño mucho. Fue una época muy linda pero también muy intensa, no tuve tiempo para otra cosa que dedicarme a mi profesión, lo cual me quitó muchísimo otras cosas que son también muy importantes en la vida del ser humano, estar con la familia, con los amigos, las cosas simples y sencillas que uno empieza a extrañar", explicó. 

“Jamás dejé lo mío, lo que dije es ya no más viajar todos los fines de semana, necesitaba quedarme más en casa".

Mirá los comentarios
Mirá los comentarios