Pasar al contenido principal
Espacio patrocinado
Educación

Saber inglés como herramienta, no como segundo idioma

La tecnología e internet hacen que día a día vivamos en un mundo aún más globalizado o ya podemos decir que las fronteras de la distancia son cada vez más borrosas.

Por: Northstar
Lunes 11 de Marzo de 2019
Northstar

Estamos en épocas donde es más frecuente que los chicos a una edad temprana vayan a otros países de vacaciones o por trabajo. La necesidad de hablar un idioma global está más asociada a una herramienta que nos facilita mucho el acceso o integración en muchos ámbitos.

Cuanto antes comprendamos la importancia de esta herramienta nos resultará mucho más fácil desenvolvernos en esta sociedad en la que cada vez se hace más necesario viajar y movernos de un sitio a otro.

Aprender inglés es entonces, un pequeño esfuerzo presente con un gran impacto en un futuro muy próximo, ya que todo el tiempo que se le dedique al aprendizaje del idioma, estará repercutiendo positivamente mucho antes de lo que uno espera.

Hoy en día cada vez es más habitual encontrar ofertas laborales de otros países que se pueden desarrollar remotamente desde el hogar. Internet nos facilita tener video conferencias y llamadas sin costos para poder conectarnos con un cliente o área de una empresa que se encuentra en otro país. Para quien maneja una segunda lengua no queda más barrera que una computadora y una conexión a internet.

En Córdoba cada vez son más las oficinas de Coworking donde muchas personas trabajan para empresas extranjeras como si estuviesen en un mismo entorno laboral.

Así también, la modalidad Freelance permite que una gran cantidad de  profesionales de todo el mundo realicen trabajos puntuales a través de diferentes plataformas online, trabajando con diferentes proyectos y marcas de todo el mundo.

En estas ofertas de trabajo, cada vez más frecuentes, el manejo de un nivel de inglés intermedio o alto es una de las aptitudes más exigidas por el mercado, el cual lo entiende ya como una competencia básica esperable de un buen perfil profesional.   

Muchas son las alternativas disponibles para aprender un idioma. Podemos hacerlo de forma presencial en instituciones especializadas, a distancia a través de plataformas online o de forma más directa viajando a un país que tenga al inglés como idioma nativo.

Evidentemente, la mejor forma de aprender un idioma es elegir aquella que se adapte a cada uno de nosotros. Es decir, cada persona presenta particularidades determinadas que deben ser consideradas a la hora de tomar la decisión. De esta manera podremos facilitar  el acceso a esta imprescindible herramienta y, por medio de ella, a un sinnúmero de posibilidades.

Mirá los comentarios
Mirá los comentarios